NO DEMOS CONSEJOS QUE PERJUDIQUEN A LAS PERSONAS

LEAMOS HOY 4 DE OCTUBRE 1 CRÓNICAS 19.

VERSÍCULO PARA MEMORIZAR: “Los jefes de ese pueblo le aconsejaron: “¿Y acaso cree Su Majestad que David ha enviado a estos mensajeros sólo para darle el pésame, y porque quiere honrar a su padre? ¿No será más bien que han venido a espiar y explorar el país para luego destruirlo?” (Ver. 6).

COMENTARIO HISTÓRICO DE 1 CRÓNICAS 19.-

Por la muerte de Najás, rey de los amonitas, David envío una delegación diplomática, para expresar tristeza por quien lo había favorecido con su hospitalidad. Éste acto fue mal interpretado por los consejeros del nuevo rey, quienes arguyeron que el motivo de la comitiva era inspeccionar el país, para luego atacarlo. Este consejo errado nos enseña dos lecciones: 1) No demos impartir consejos, sin antes tener todos los antecedentes del caso.- Un consejo equivocado, puede arruinar, romper vínculos de amistad, o truncar un futuro promisorio. Pidamos sabiduría para cuando se nos pida un consejo, nuestras palabras conduzcan a resolver problemas; 2) Cuando recibamos un consejo, evaluemos si la sugerencia está de acuerdo con los principios bíblicos, y con lo que menciona el Espíritu de Profecía sobre dicho tema. Por último, ejercitemos nuestro sentido común para comprobar si el consejo tiene coherencia.

CITA SELECTA.-

“Medio siglo antes las instrucciones de sus consejeros indujeron a Naas a imponer sus crueles condiciones al pueblo de Jabes de Galaad, cuando la sitiaban los amonitas, y sus habitantes solicitaron un pacto de paz. Naas había exigido que se les sacara a todos, el ojo derecho. Los amonitas aun recordaban vívidamente cómo el rey de Israel había frustrado aquel cruel propósito, y había rescatado a la gente a la que ellos querían humillar y mutilar. Los animaba todavía el mismo odio hacia Israel. No podían concebir el espíritu generoso que había inspirado el mensaje de David. Cuando Satanás domina las mentes humanas, las incita a la envidia y las sospechas para que interpreten mal las mejores intenciones. Escuchando a sus consejeros, Hanún consideró a los mensajeros de David como espías, y los abrumó con desprecios e insultos. A los amonitas se les permitió ejecutar sin restricción los malos designios de su corazón, para que su verdadero carácter sea revelado a David”.

 (PP 702).

OREMOS:

PADRE CONSEJERO. TE SUPLICAMOS QUE NOS UTILICES COMO CONSEJEROS QUE TIENDEN PUENTES PARA REESTABLECER COMUNICIONES ROTAS. TE SOLICITAMOS QUE NOS CONVIERTAS EN INSTRUMENTOS DE PAZ, DE AMOR Y DE RECONCILIACIÓN. POR JESÚS, AMÉN.