DESAFÍO: RECONOCER QUE DIOS ESTÁ DE NUESTRA PARTE

LEAMOS HOY 24 DE NOVIEMBRE ESDRAS 5.

VERSÍCULO PARA MEMORIZAR: Los profetas Hageo y Zacarías hijo de Idó profetizaron a los judíos que estaban en Judá y Jerusalén, en el nombre del Dios de Israel, que velaba por ellos. Entonces Zorobabel hijo de Salatiel y Jesúa hijo de Josadac se dispusieron a continuar la reconstrucción del templo de Dios en Jerusalén. Y los profetas estaban con ellos ayudándolos (Ver. 1, 2)

COMENTARIO HISTÓRICO DE ESDRAS 5.-

Durante la primera parte del reinado de Darío, la espiritualidad decayó. Pero en esa hora sombría, Dios levantó a los profetas Hageo y Zacarías para hacer frente a la crisis, éstos dos profetas que retornaron a Jerusalén del exilio, sirvió para animarlos para que continúen construyendo el templo. En sus testimonios, estos profetas revelaron al pueblo la causa de sus dificultades. Si los israelitas hubiesen honrado a Dios, si le hubiesen manifestado el respeto y la cortesía que le debían, haciendo de la edificación de su casa su primer trabajo, le habrían invitado a estar presente y a bendecirlos”. Tatnay y Sear-boznai se opusieron a la reconstrucción del templo. De la misma manera, mi querido amigo y amiga, hoy podemos encontrar rechazo por obedecer los mandatos divinos u oposición porque no podemos trabajar los sábados. Que podamos encontrar consuelo en los mensajes enviados por Dios a los profetas, para encontrar paz, ánimo y dirección para continuar viviendo apropiadamente en este mundo.

CITA SELECTA.-

“En los días del profeta Hageo se vio una sorprendente ilustración de los resultados que produce el privar egoístamente la causa de Dios aun de las ofrendas voluntarias. Después de regresar del cautiverio de Babilonia, los judíos emprendieron la reconstrucción del templo de Jehová; pero al tropezar con una resistencia obstinada de parte de sus enemigos, abandonaron la obra; y una severa sequía que los redujo a una escasez verdadera los convenció de que era imposible terminar la construcción del templo. Dijeron: “No ha llegado aún el tiempo, el tiempo de que la casa de Jehová sea reedificada”. Pero el profeta del Señor les envió un mensaje: “¿Es acaso para vosotros tiempo de habitar en vuestras casas artesonadas, mientras esta Casa está en ruinas? Pues así ha dicho Jehová de los ejércitos: “Meditad bien sobre vuestros caminos. Sembráis mucho, pero recogéis poco; coméis, pero no os saciáis; bebéis, pero no quedáis satisfechos; os vestís, pero no os calentáis; y el que trabaja a jornal recibe su salario en saco roto”.

(PP 507).

ORACIÓN:

PADRE NUESTRO. GRACIAS PORQUE LA LECTURA DEL LIBRO DE ESDRAS, NOS ESTÁ HACIENDO COMPRENDER, QUE EN ESTA VIDA TENDREMOS DIFICULTADES, PERO DEBEMOS CONFIAR PLENAMENTE EN TU PODER. POR JESÚS, AMÉN.