DESAFÍO: CULTIVAR UN ESPÍRITU DE ALEGRÍA Y FELICIDAD

LEAMOS HOY 11 DE DICIEMBRE NEHEMÍAS 12.

VERSÍCULO PARA MEMORIZAR: Ese día se ofrecieron muchos sacrificios y hubo fiesta, porque Dios los llenó de alegría. Hasta las mujeres y los niños participaron. Era tal el regocijo de Jerusalén que se oía desde lejos (Ver. 43).

COMENTARIO HISTÓRICO DE NEHEMÍAS 12.-

Se realizó una gran fiesta para conmemorar la construcción de los muros de Jerusalén. Hombres, mujeres y niños se regocijaron por haberles dado las fuerzas y los medios para terminar la reconstrucción en cincuenta y dos días. El texto dice que “Dios los llenó de alegría”: “Si damos sonrisas, ellas nos serán devueltas; si pronunciamos palabras agradables y alentadoras, nos serán repetidas. Cuando los cristianos parecen tétricos y deprimidos, como si se considerasen sin amigos, dejan una impresión errónea acerca de la religión. En algunos casos, se ha tenido la idea de que la alegría no cuadra con la dignidad del carácter cristiano, pero esto es un error. En el cielo todo es gozo; y si admitimos los goces del cielo en nuestra alma y, hasta donde podamos, los expresamos en nuestras palabras y conducta, ocasionaremos a nuestro Padre celestial más agrado que si somos sombríos y tristes. A todos incumbe el deber de cultivar el buen ánimo en vez de rumiar sus tristezas y dificultades”. (Hogar Cristiano 390). En una oficina leía esta frase: “No llores porque has perdido el sol, pues las lágrimas no te dejarán ver las estrellas”. Es por esta razón, que no debemos permitir “que las perplejidades y preocupaciones de la vida diaria agiten nuestro espíritu y anublen nuestra frente. Si lo permitimos, siempre habrá algo que nos moleste”

CITA SELECTA.-

“Debiéramos conservar una profunda gratitud todos los días de nuestra vida porque el Señor ha dejado escritas estas palabras: “Porque así dijo el Alto y Sublime, el que habita la eternidad, y cuyo nombre es el Santo: Yo habito en la altura y la santidad, y con el quebrantado y humilde de espíritu, para hacer vivir el espíritu de los humildes, y para vivificar el corazón de los quebrantados”… Grande es el Señor nuestro, y de mucha potencia; y de su entendimiento no hay número. Jehová ensalza a los humildes: humilla los impíos hasta la tierra. Cantad a Jehová con alabanza, cantad con arpa a nuestro Dios”. 

(EC 58).

ORACIÓN:

PADRE. TE SUPLICAMOS QUE NOS OTORGUES UN ESPÍRITU DE GRATITUD, Y QUE IRRADIEMOS ALEGRÍA A LAS PERSONAS QUE NOS RODEAN. TAMBIÉN TE PEDIMOS TENER LA OPORTUNIDAD DE AYUDAR A LAS PERSONAS QUE ESTÁN FRUSTRADOS O QUE NO SON FELICES. POR JESÚS, AMÉN.